Vendido el McLaren F1 de Michael Andretti por 7,5 millones de Euros

MC LAREN F1 - ANDRETTI - 1

A esta altura del partido, sin temor a equivocarnos, podemos asegurar realmente que el asombroso y fenomenal McLaren F1 es un clásico de clásicos entre los super deportivos y que está en camino directo a convertirse en un auto de culto, si es que ya no lo es. Y de paso, con todo lo anterior a cuestas, es uno de los autos más caros de todos los tiempos. Pero, valga la aclaración, el auto vale lo que cuesta y si se trata de una unidad que ha pertenecido a un famoso, entonces mucho más.
De eso se trata lo que vemos en las imágenes de esta nota.
Estamos en presencia del McLaren F1 que ha pertenecido hasta hace poco tiempo al piloto norteamericano Michael Andretti, hijo del legendario Mario y piloto de Indy Car y –también- de la Fórmula 1 en el equipo McLaren durante gran parte de la temporada de 1993 como co-equiper del genial Ayrton Senna.
Precisamente este McLaren F1 de color rojo sangre rabioso ha sido de su propiedad hasta que finalmente decidió ponerlo en venta. 7,5 millones de Euros ha debido desembolsar el nuevo propietario, quien finalmente se ha quedado con una de las dos únicas unidades del modelo en cuestión que han sido pintadas de este color que –dicho sea de paso- le queda a las mil maravillas.

MC LAREN F1 - ANDRETTI - 2

Es interesante la historia de este auto, de esta unidad más concretamente. El equipo de Woking solicitó los servicios de Michael Andretti antes de tiempo, casi un año antes de la idea original del piloto para recalar en la Fórmula 1 y entonces como contrapartida por el momento, la gente de McLaren le entregó este modelazo para que no la pase tan mal.
En definitiva este McLaren F1 rojo fue parte del acuerdo entre Andretti y la casa de Woking para su llegada al equipo antes de tiempo a hacer dupla con Senna a bordo de los McLaren – Ford de aquella temporada.

El tema es que Andretti prácticamente no pudo disfrutarlo y casi no lo usó en los Estados Unidos, por lo cual decidió venderlo de inmediato a un comprador japonés. Ese segundo propietario lo vendió luego a Clifford Meltzer, para luego en 2008 terminar formando parte (el auto, claro) de la expo de McLaren en la ciudad norteamericana de San Francisco. Sea como sea, a pesar del poco uso, este auto ha sido efectivamente de Michael Andretti y eso, además del autógrafo del piloto estampado para siempre en una de las ventanillas, le ha dado un enorme valor. Y de ahí, su precio final de venta. Una locura bajo todo punto de vista, el auto y los 7,5 millones de Euros invertidos.