Sainz prueba el Skoda Fabia Super 2000

fabia-sainz.jpg

Las carreteras austríacas han sido durante la semana que ha terminado testigos privilegiadas del derrotero del gran campeón español Carlos Sainz quien en esta oportunidad ha dejado de lado su buzo con logos de Volkswagen para darles una mano a los amigos de Skoda y su proyecto Fabia Super 2000.

Cabe aclarar que ésta no es la primera vez que Sainz toma contacto con un auto de Skoda. Durante el pasado mes de noviembre de 2.007 el español ya había sabido ganar el Shalymar a bordo de un Skoda Fabia WRC, de manera que la relación entre ambos ya tiene un buen antecedente y, lo que es mucho más importante aún, es algo que generará que la opinión de Sainz no sea la de un piloto tester que se sube por primera vez a un auto como éste.
Los datos que seguramente ha podido aportar el ibérico al bajarse del Fabia Super 2000 han sido de gran utilidad para los ingenieros que aguardaban ansiosos los comentarios del experto piloto.

Si bien lo de Fabia y su proyecto tiene muy buen aspecto y las cosas parecen ir bien encaminadas sobre rieles y sin obstáculos a la vista, habrá que cotejar finalmente lo que será la realidad de la marca en relación al otro puñado de proyectos de otras casas para el Super 2000, cosa que se espera en poco tiempo más.
De todas maneras la opinión de Carlos Sainz ni bien se bajó del auto y se quitó el casco ha sido bien clara y contundente. Según el experto español se ha dado un gran paso hacia adelante en lo que se refiere a la versión de competición que acaba de probar… y esto se sabe no son palabras huecas, son las expresiones de un bicampeón mundial de Rally, y de ésto el hombre algo debe saber entonces.