Renault quiere ser «más que un motorista» en la Fórmula 1

RENAULT SPORT F1

Los pésimos resultados deportivos que han venido cosechando de un tiempo a esta parte y, sobre todo, durante la actual temporada 2015 de la Fórmula 1, han acelerado definitivamente los planes de la casa francesa Renault a la hora de considerar seriamente su regreso (¿cuántos van?) como fabricante integral a la máxima categoría deportiva del mundo motor. Evidentemente la casa gala del Rombo no ha sabido ponerse a la altura de las circunstancias con el actual reglamento y los autos que llevan su planta motríz bajo el cubre motor han dado poco menos que pena en las pistas, con el consiguiente daño a la imagen (en términos marketineros y de venta) que eso implica para la firma a nivel mundial. Mientras sus rivales de Mercedes hacen historia y los de Ferrari han encontrado medianamente la brecha que los puede devolver a los primeros planos, los del Rombo siguen dando tumbos sin dar con resultados positivos ni mucho menos.

Renault lleva un largo rato planeando dejar de ser un simple motorista de equipos, para pasar a considerar seriamente su dedicación completa con un equipo propio para revivir las viejas glorias de otros tiempos como ha sucedido en los años 2005 y 2006 junto a Fernando Alonso oportunidades en las que han sabido conseguir los títulos mundiales de pilotos y constructores.
Recientemente, concretamente durante el fin de semana del Grand Prix de Mónaco de 2015, Bernie Ecclestone -mandamás de la Fórmula 1– se ha reunido con Carlos Ghosn -CEO de Renault- con quien ha comenzado a desandar el camino para el definitivo regreso de Renault como equipo integral.
A eso se le suman las declaraciones de Cyril Abiteboul, jefe deportivo de la marca francesa, quien ha dicho que el modelo de proveedores de motores para otros equipos ya no funciona para la marca según las nuevas normativas. Esto, vendría a confirmar practicamente que efectivamente Renault tiene en mente volver a dar formas a su propio equipo completo.
A todo ésto vale recordar que Renault tiene sendos contratos firmados con la gente de Red Bull y Toro Rosso, los cuales caducan recién a finales del año 2016 lo cual no implica que esa relación se caiga y es muy posible que se continúe, sin embargo lo que más interesa es saber de qué manera el equipo galo entrará al circo. Se habla de la compra de otro equipo ya existente, como por ejemplo Lotus, Force India o incluso Sauber con toda su estructura, pero eso no es nada definitivo por el momento, de hecho incluso Lotus ha negado tal posibilidad diciendo que el equipo no está a la venta.
Veremos cómo evoluciona la cuestión, pero lo cierto es que la idea (y más que la simple idea) ya está rondando la mente de los amigos de Renault.