¿Qué prepara Lamborghini para el Salón de Los Angeles?

Lamborghini Huracan

A medida que se van aproximando las fechas de los diferentes salones internacionales, los rumores y los chismes están a la orden del día. Siempre ha sido así y siempre seguirá siéndolo, claro. Y ésta vez no será la excepción, por supuesto, ya que se habla con marcada insistencia de los que algunas marcas estarán presentando en la próxima edición del Salón del Automóvil de Los Angeles. Entre los rumores, uno de los que más ruido hace es el que habla sobre los planes de la marca italiana Lamborghini.
Y no sólo nos hacemos eco de rumores sino que justamente ha sido Stephan Winkelmann, jefe de la firma italiana, quien ya el año pasado había dicho que la marca planeaba concretar una versión de propulsión del Lamborghini Huracán, vale decir una variante con tracción únicamente en el tren trasero, algo que –por otro lado- no es del todo nuevo para ellos ya que esto se ha visto en modelos como por ejemplo el Lamborghini Gallardo e incluso en la edición limitada del Lamborghini LP550-2 Valentino Balboni.

Esa versión con tracción trasera, además daría la posibilidad de contar con una caja de cambios manual tradicional, haciendo de esta nueva variante del Huracán, definitivamente una de las más interesantes, radicales y –por supuesto- más costosa ¿o te esperabas otra cosa?
A todo esto vale decir que la noticia aún no ha sido confirmada de ninguna manera (pero tampoco ha sido desmentida, sobre todo tras las declaraciones que no olvidamos del bueno de Winkelmann…), de modo tal que habrá que esperar un poco más para comenzar a saber si efectivamente esta versión de la que ya se empieza a hablar estará finalmente llegando a las concesionarias y a las calles, cosa que –de llegar a producirse- se daría durante el primer trimestre del próximo año 2016.
Hagan sus apuestas señoras y señores. ¿Se hará realidad? Yo creo que sí.

¿Qué prepara Lamborghini para el Salón de París?

Antes de comenzar a tratar de desandar el camino que nos pueda esclarecer varias de las dudas que tenemos sobre la presentación que hará Lamborghini en el Salón de París, nos tomamos unos segundos para disfrutar sin más vueltas la imagen que encabeza esta nota… Belleza pura, lo mejor del movimiento fenomenal de un auto capturado en esta fotografía digna de un cuadrito. Ahí está ese prototipo misterioso y escondedor de la casa italiana girando bien pegado al asfalto de la curva del Carrousel en el mítico trazado del Nürburgring, en Alemania. Sus neumáticos de bajo perfil insinúan sin embargo esa pancita leve que le provoca la inclinación del giro y no hacen otra cosa más que acelerar el ritmo de los latidos de nuestro corazón…
Dicho ésto, será bueno adentrarnos (o tratar por lo menos) en lo que más nos interesa: saber qué será finalmente lo que la casa italiana se trae entre manos para la próxima muestra en la Ciudad Luz francesa.

Durante los últimos días se han hechado a correr numerosísimos rumores y comentarios sobre lo que Lamborghini llevará a París. Si vemos la imagen de la nota podremos llegar a pensar una cosa y si vemos las misteriosas imágenes del teaser que hace unos días les presentamos, podríamos llegar a pensar en otra… ¿Habrá un equilibrio? Trataremos de encontrarlo. Lo cierto es que la presentación llegará inexorable en el Salón del Automóvil de París, pero no muchos lo saben a ciencia cierta.

No son pocos los que se aventuran a decir que el modelo de la foto de esta nota es el Lamborghini Jota Superleggera y muchos otros creen que a París llegará unicamente un modelo (posiblemente el mismo del teaser) que será el reemplazo del Lamborghini Murciélago.

Sin embargo y en tren de ir esclareciendo el tema, hay entre esta imagen que hoy les mostramos y el famoso y misterioso teaser, alguna similitud más que interesante: habrá que ver en los dos casos el pequeño triángulo de cristal que está ubicado en la parte anterior de la ventanilla delantera. En la foto espía de las pruebas en el Nürburgring y en el teaser, esa parte del auto se ve casi prácticamente de la misma manera. De modo tal que si queremos ilusionarnos y pensar que andamos cerca de la verdad, sigamos esta pista… y si no, pues habrá que seguir aguzando el ingenio para tratar de descubrir este enigma sobre ruedas.