Proto Spirra: un súper deportivo muy oriental

Si hablamos de súper deportivos para soñar por las noches, podemos pensar en las marcas italianas más conocidas que llenaron nuestra mente de fantasías en 4 ruedas, pero debemos decir que no solo en Europa existen maravillas motorizadas sino que en todo el mundo hay compañías que se empeñan, y duro, por crear buenos súper deportivos de ensueño. Una de ellas es la automotriz surcoreana Proto Motors que, junto con su aliado Hyundai, producen al Spirra, un excelente automóvil con un diseño increíble y un toque de súper coche que lo hace parecerse a los mejores autos del planeta.

La novedad es que el nuevo Proto Spirra está por llegar al mercado con diferentes variantes y una estética que lo asemeja a otras súper máquinas como el Ferrari Zagato o el maravilloso Porsche Panamera, con los cuales comparte algunas pinceladas de ambos (realmente el Proto es muy atractivo). Ese Spirra se hará presente en el mercado oriental para hacerle frente a los mejores coupés importados que se venden en esas tierras, aunque tiene la ventaja de tener un precio no tan elevado como sus contrincantes de renombre. Seguramente dará que hablar en aquél territorio, y quizás también arribe pronto a Oriente para nuestro disfrute.

El Proto Spirra es en definición un deportivo de tamaño mediano, el cual posee un largo de 4,3 metros, algo que lo hace por demás de cómodo para sus viajantes. Además, tiene consigo un interesante motor V6 de 2.7 litros de origen Hyundai y llega con diferentes variantes cada una con sus propias cualidades y motores. Por ejemplo, el Proto Spirra más humilde tiene en sus entrañas un motor de 175 CV que lo hace alcanzar una velocidad de unos 212 km/h y le permite acelerar de 0 a 100 km/h en solo 6.8 segundos (no está nada mal tomando en cuenta que se trata de la variante menos poderosa de todas).

Pero la cosa no termina aquí, ya que luego está disponible otro Spirra con motor sobrealimentada que genera unos 330 CV de poder, un número que se traduce en alrededor de 280 km/h y una aceleración de 0 a 100 km/h en sólo 4.8 segundos. De todos modos, los más poderosos traen incorporado turbos más grandes y uno o dos intercoolers que le suman entre los 400 y 500 CV, realmente impactantes motores. Con estos no hay duda que llegarán temprano a sus citas, ya que el motor más poderoso alcanza unos 310 km/h de máxima y lo hacen acelerar de 0 a 100 km/h en 3.5 segundos.