The Pink Panther Show Car: sofisticación rosa

pink-panther-1.jpg

Por años lo vi circulando por el Gran Boulevard. Cada día repetía el mismo ritual, con exactitud.
Sus viajes se limitaban a la excentricidad de llevar y traer a dos personajes memorables. La entrada del Teatro Chino de Hollywood era su inevitable destino. Y sus ocupantes, la pantera más famosa de todos los tiempos, la Pantera Rosa y su acompañante el impresentable inspector Clouseau.

Este aparato inigualable, con sus 7 metros de longitud y su potente motor de 7 litros (y de potencia incalculable), fue el único medio de transporte posible para tanto glamour y tanta personalidad juntas.

The Pink Panther Show Car, es aquel auto que cada día en la presentación del Show de la Pantera Rosa, nos atrapaba y nos dejaba boquiabiertos.

pink-panther-2.jpg

Sus exageradas proporciones, sus puertas laterales estilo “Ala de gaviota” y su interior con alfombras por doquier, sillones y almohadones, bar e iluminación acorde a las circunstancias, son sólo comparables al interior de una habitación de un hotel de 5 estrellas y fueron la genial creación del californiano Jay Ohrberg en 1969.

Los créditos iniciales de la serie de la Pantera Rosa, le dieron un inusitado lugar al auto, transformándolo en protagonista excluyente del segmento inicial de la tira.
Un chico era el afortunado conductor del auto… y de éste descendían la Pantera y el Inspector para asistir a una función de cine cada día.

Claro que este genial creador de automóviles de películas no se pudo quedar quieto por mucho tiempo. Su mente brillante nos ha regalado autos tales como el Batimóvil de 1992 de “Batman Returns”, el General Lee de la serie «Los Dukes de Hazzard» y el auto policial de “Robocop”, entre otras grandes creaciones.

pink-panther-3.jpg

Pero volvamos al Pink Panther Show Car. De eso se trata esta nota.
El auto rosa, se sometió a subasta este año a través de eBay.
El precio inicial para iniciar las ofertas fue de 112.000 dólares, prácticamente nada si se tiene en cuenta que ya se ha trasnformado en un auto de culto con tantos fans alrededor del mundo como la mismísima Pantera Rosa.