Nissan GT-R Nismo GT3 2013

La gente de Nissan se prepara con todo de cara a la próxima temporada del Campeonato GT3 y para eso es que está dejando listo a su mejor elemento para lograr ese cometido. Aquí vemos al Nissan GT-R Nismo GT3 2013, el modelo elegido y destinado por ellos para darle dura pelea a otros que también se las traen. El campeonato GT3 estará de los más interesante el año que viene (y ni que hablar en 2014 cuando asistamos a la llegada de la nueva generación del Porsche 911).
No ha sido nada malo el debut en diferentes campeonatos de la categoría de este modelo de Nissan, pero la marca pretende ir unos pasos más adelante todavía en 2013 y por eso mismo es que se ha puesto manos a la obra y le ha entregado en bandeja el auto a la gente de Nismo para que haga de las suyas y termine transformando al GT-R en un arma letal de cara a lo que se viene.

Nismo es el preparador oficial de la marca y aún no ha dejado terminado su trabajo sobre el auto, cosa que estará sucediendo casi con seguridad hacia finales de año, pero de todos modos ya podemos acceder a estas dos buenas imágenes del sensacional Nissan GT-R Nismo GT3 2013 mientras todavía se encuentra en pleno trabajo de desarrollo y puesta a punto.
Se han hecho importantes trabajos en el auto, muy particularmente en los siguientes apartados: el motor, en el que se ha mejorado el rendimiento y se ha trabajado para conseguir mayor confiabilidad. También se ha trabajado en la aerodinamia del auto, el equilibrio en fase de frenado, las suspensiones y también en la relación del cambio.
Prácticamente no han dejado sector por revisar y retocar para darle un plus a este auto que aparentemente será uno de los protagonistas indiscutidos de la especialidad en 2013.

Esta bestia será fabricada a pedido, tal como ha sucedido con su antecesor, y esos mismo pedidos se han comenzado a tomar desde el 13 de noviembre. Nismo ha comunicado que si el número de pedidos supera su normal capacidad de producción se reservará el derecho a cumplir con los plazos estipulados. Se nota que le tienen mucha confianza al auto. Motivos no faltan…