¿Un Ford Mustang híbrido o eléctrico?

FORD MUSTANG

¿Sacrilegio? ¿profanación al templo sagrado de la potencia? ¿Un insulto a la historia misma? ¿una mala broma? ¿cómo tomar del mejor modo lo que supuestamente está pasando por la cabeza de los popes de Ford por estos momentos?
Ya habernos enterado de la llegada de un Ford Mustang con motor de 4 cilindros Turbo fue un duro golpe y cuando todavía no terminamos de acomodar la neurona tras el impresionante shock acusado, nos venimos a enterar (y de fuente oficial…) que la marca norteamericana está pensando en un Ford Mustang “más eficiente”… esto es, darle otra vuelta de rosca al infartante modelo con otras alternativas destinadas a lograr un menor consumo. Esto, claro está, no resulta un tema menor en los tiempos que corren, pero… ¿justamente con el Ford Mustang? Y cuando nos enteramos de las variantes que estan elucubrando para el futuro no podemos menos que huír espantados. Y conste que aún no nos hemos decidido a denunciar a la cúpula de Ford por “asociación ilícita”…

Todo este run-run sobre el fenomenal Muscle Car de Ford, dicho sea de paso, ha salido de la boca de Bob Bascetti, jefe de desarrollo de motores de Ford, de modo tal que habrá que creerle…
Aquí van las tres muy posibles opciones de cara a lo que se viene para el Mustang: colocar un motor Diesel; o un sistema híbrido o bien, finalmente, optar por una motorización totalmente eléctrica.
Vamos a resumir para no andar con vueltas: no nos convence ni nos gusta ninguna de las tres…

Bascetti, como para minimizar los “daños colaterales” tras sus declaraciones, o para evitar una condena menor llegado el caso, ha dicho también que la variante del Diesel es la que menos posibilidades tiene en lo inmediato por lo menos y que las otras dos opciones resultan mucho más atractivas (a los directivos de la marca, claro…).
Y nuevamente, al seguir adelante con el tema, me sigue pareciendo una barbaridad, aún pensando en el costado del consumo y la economía o todo lo que se les ocurra. El Ford Mustang es (o deberìa ser) intocable, aunque esto es algo que parecen no comprender los directivos actuales de Ford, quienes están dispuestos a “asesinar” el potente sonido del motor del Mustang y todas las sensaciones que del mismo derivan… Ojalá que no se concrete y no lo pongan en práctica.
Lo dicho, en este caso, son casi una “asociación ilícita”.