El Museo de Mercedes Benz en Stuttgart: una maravilla del mundo motor

Para quienes amamos definitivamente los autos de la “Estrella de tres puntas”, este sitio ha de ser considerado, la meca, o simplemente… el paraíso.

mercedes-1.jpg

No hay mejor lugar en el Mundo para deleitarse con los modelos de Mercedes Benz, que este.
En la ciudad de Stuttgart, justo en frente de la gigantesca factoría de los autos plateados, se encuentra el magnífico edificio del Museo de Mercedes Benz. Mezcla de acero, hierro y cristal, se trata de una construcción futurista que en sus 16.500 metros cuadrados, expone la historia de más de 120 años de la marca a través de más de 160 vehículos de todo tipo y color.

mercedes-2.jpgmercedes-3.jpgmercedes-4.jpg

La exhibición, no podía ser de otra manera, comienza con los dos primeros vehículos motorizados de la historia que se patentaron en 1886 y culmina su vertiginoso y glorioso recorrido con el último modelo producido por la marca alemana.

En medio, podemos encontrarnos con cosas tan increíbles como inesperadas. Ya verán.

mercedes-6.jpgmercedes-8.jpg

No faltan las famosas “Flechas de Plata” de Fangio, ni el autobús que trasladó a la selección alemana de fútbol en el mundial de 1974 y tampoco falta el Papamóvil.

Tampoco faltan autos de principios del siglo XX, autos de Le Mans, y tantos otros protagonistas de páginas de gloria de la Estrella de Stuttgart.

Pero hay un ejemplar que realmente llama poderosamente la atención. Cautiva nuestro corazón. Nos llena de recuerdos y nos regala una incontenible emoción.

mercedes-5.jpg

Allí, en Alemania, como una de las joyas del Museo, en plena ciudad de Stuttgart, tan lejos de los barrios porteños, se puede encontrar a un viejo colectivo de Buenos Aires, de la línea 6, con sus llamativos filetes y sus coloridas líneas.

mercedes-7.jpg

Autos, camiones, coches de carrera, toda la historia de Mercedes Benz contada en este lugar maravilloso, construído con forma de doble hélice del ADN, “portador de la herencia humana” según las palabras del presidente de la empresa, Dieter Zetsche.

mercedes-9.jpg

Se dice que más de 1 millón de personas lo visitan cada año.
Y tantos otros serán los que quedarán afuera, pero lo cierto es que este lugar es un verdadero imán para los amantes de Mercedes Benz, y… ¿por qué no? de los autos en general.

Un lugar concebido únicamente para el disfrute.