Mucho interés por el Fisker Karma

El caso del Fisker Karma es uno de esos muy particulares. Este bellísimo super deportivo híbrido enchufable fue presentado en sociedad en el año 2008 y al día de la fecha sigue siendo un maravilloso proyecto que no ha dejado de ser un prototipo. Lo curioso es que el Fisker Karma es el sueño de muchísimas personas y las concesionarias oficiales se han comenzado a expandir paulatinamente, lográndose una cosa muy curiosa: que se comiencen a recibir innumerable cantidad de pedidos por el auto, cuando aún no ha ingresado a la línea de producción y (como ya hemos dicho) sigue siendo simplemente un modelo conceptual.

Dicen que los pedidos de potenciales clientes ya alcanzan los 2.500 (incluso algunos dicen que serían unos 3.000 en realidad) pero la cifra que ha difundido sus responsables dice que seráin aproximadamente unas 2.000 solicitudes por el auto.
Las reservas se han llevado a cabo principalmente en los mercados automotríces de los Estados Unidos de América y el continente europeo e incluso se ha llegado a difundir la noticia de que hay una concesionaria (se desconoce a ciencia cierta en qué lugar) en la que se han recepcionado nada más y nada menos que 40 pedidos en una misma jornada.
No hay vuelta que darle, el Fisker Karma ha generado muchísimas expectativas y demasiado interés (es lógico, por supuesto) y todo parece indicar que en realidad la ansiedad de los futuros usuarios del auto va mucho más rápido que las intenciones de la casa para ponerlo finalmente en producción.
Otra cosa resulta curiosa: el Fisker Karma estará costando unos 88.000 dólares para cuando llegue efectivamente a las calles (vaya uno a saber cuándo sucederá eso, auqnue hay datos en esta misma nota) y para que la reserva sea efectiva se debe depositar la cifra de 5.000 dólares, sin más vueltas.

Si bien todo está por confirmarse, desde la marca aseguran que durante el transcurso del año 2011 se estarían fabricando nada más y nada menos que 14.000 unidades iniciales del modelo en cuestión, estimándose que serían entregadas a sus nuevos potenciales usuarios a partir de principios del año 2012. Sin embargo hay versiones (que no provienen de la misma marca) que indicarían que en realidad las unidades que se podrían llegar a producir durante 2011 serían en realidad tan sólo 5.000.
Se sabe también que cuando el Fisker Karma entre en línea de producción, eso sucederá en las instalaciones de Valvet Automotive, en Finlandia.