W Motors LykanHypersport

Desde zonas remotas en el mundo como el Líbano, por lo general, nos llegan noticias de esas que no son precisamente las que más quisiéramos escuchar, pero la gente que habita aquellos parajes de Oriente Medio también sabe (por supuesto) hacer cosas tan interesantes y si como muestra basta tan sólo un botón, aquí está este impresionante super deportivo de la marca W Motors, una empresa libanesa que en su sede radicada en la localidad de Beirut, está provocando una verdadera revolución y mucho jaleo con su más reciente creación.
Se trata del infartante W Motors LykanHypersport, un auto que, apenas verlo, ya nos quita la respiración.

Su presentación formal en sociedad tendrá lugar el 29 de enero de 2013 en el Qatar Motor Show, pero afortunadamente ya podemos ir conociéndolo a través de algunas pocas fotografías. Y si hablamos de ser “afortunados” por verlo, también habrá que decir de antemano que los verdaderamente “afortunados” (en todo sentido) serán sus próximos siete únicos propietarios. Es que la marca libanesa tan sólo producirá siete (7) exclusivísimas unidades de este infierno total sobre ruedas. Los nuevos (y, nuevamente, afortunados) dueños recibirán sus respectivas unidades recién en el mes de septiembre del corriente año 2013.

Mientras tanto, tras ver algunas pocas (pero reveladoras) imágenes del modelo en cuestión bueno será que podamos ir sabiendo algo más sobre este aparato sencillamente espeluznante que llega como misil desde Beirut. El auto lleva un motor ubicado en posición central en la parte trasera. Es un seis cilindros Boxer con doble Turboalimentación, su potencia final está estimada en la friolera de los 760 CV y tiene un par máximo de 1000 Nm. Como se puede apreciar (además de la importantísima cuestión estética y la no menos importante cuestión aerodinámica) este auto tienen todo, absolutamente todo, para que otros rivales similares lo tengan en la mira como una cosa seria y a tener en cuenta. Motivos sobran.
Esta bestia puede acelerar de 0 a 100 km/h. en apenas 2,8 segundos y su velocidad de punta es de 390 km/h. (Sí, leyeron muy bien: 390 km/h.).

Finalmente, la dolorosa: cada una de estas exclusivas y atractivas unidades del modelo cuesta nada más y nada menos que unos 3,4 millones de dólares (vale decir, unos 2,55 millones de Euros al cambio actual). Eso sí… si el cliente “se estira” para comprarse uno de estos autos, la marca le regala un reloj Cyrus Klepsys de edición especial valuado en unos 200.000 dólares.