Big Red: el Monster Truck contra incendios

big_red_fire_truck1.jpg

13.800 kilogramos de peso y 8,53 metros de longitud convierten a Big Red en el Monster Truck más grande del Mundo, de eso no nos cabe ninguna duda. Y que las subastas de Barrett-Jackson son como la caja de Pandora, esto es algo tampoco nadie puede negar.
Nunca sabemos con qué nos encontraremos allí. Un día te sorprenden más y otros días te sorprenden menos, pero esta vez se han venido con algo que no creo que muchos hayan esperado.

63956_interior1.jpg

Se trata de un Internacional Harvester D del año 1937 en condiciones más que sorprendentes, intacto y con algunas cuantas cosas originales pero con un valor agregado que lo hace una pieza única en su especie. A alguien (bendito sea) se le ha ocurrido que podía transformarlo en un impresionante Monster Truck del que nunca hemos visto uno igual y… finalmente lo hizo y aquí lo tenemos ¡y con la posibilidad de tenerlo!.
Sí, esta bestia roja puede ser de algún acaudalado afortunado que mediante la subasta que está realizando la famosa casa Barrett-Jackson puede llevarlo a ¿su garage? o a dónde pueda estacionarlo cómodamente y sin hacer ningún destrozo.

63956_rear_3-41.jpg

Para ubicarlo fácilmente y si por si acaso tienes pensado llegar hasta el lugar, el Big Red forma parte del lote 37 dentro de la subasta y su base es de nada más que 26.000 dólares.
Y digo precisamente nada más que 26.000 dólares porque francamente me parece muy poco para un vehículo de este tipo por su historia (el camión de bomberos funcionó durante muchos años en el cuerpo de bomberos y luego pasó a retiro) y por el estado de conservación envidiable.

¿Algunos datos más? Aquí van: muchas de sus partes son originales y otras no, pero ¡que va! el Big Red es algo que cualquiera de nosotros quisiera tener. Por ejemplo conserva intacta y de manera original su escalera de rescate y la mayoría de los aditamentos sobre la caja. Las sirenas también y además funcionan a la perfección. Notable.
Por otro lado hay elementos modificados para que pueda cumplir a la perfección su condición de Monster Truck (y vaya que los cumple). Su motor ahora ha pasado a ser un potente V12 y su caja de velocidades es de 6 marchas y automática.

La verdad es que yo ya estoy en llamas y loco por tenerlo. Aunque pensando un poco mejor el tema, no es eso lo que me tiene enardecido. Es que no tengo ni por casualidad esos malditos 26.000 dólares en mi cuenta.