Un Mercedes Benz SL preparado por Lorinser que alcanza los 325 Km/h.

Si te lo cuenta un amigo, le decís que es un versero.
Y si lo ves con tus propios ojos, no le podés dar crédito.
Así de simple.

merchu-1.jpg

Resulta que en el circuito italiano de Nardo, muchos son los preparadores que se dan cita para poner a prueba y llevar al límite, al más lejano límite, sus exquisitas creaciones.

En esta oportunidad, la gente de Lorinser ha ido demasiado lejos. O demasiado rápido, se podría decir.

Si hasta Ron Dennis luego de un año tan complicado daría cualquier cosa por tener uno de estos en la grilla de partida de cualquier Grand Prix representando a Mercedes Benz.
No es para menos. Pero no puede.

Ni bien la pusieron sobre el trazado de Nardo, esta flecha de plata retocada por Lorinzer clavó las agujas del velocímetro en la friolera de ¡325 Km/h.!

merchu-2.jpg

Sí, leíste bien: 325 Km/h.

No está nada mal, claro. Y más de una escuadra de competición daría lo que fuera por contarlo en sus filas.
Este Mercedes Benz SL65 AMG tiene una potencia de 660 CV y ha logrado unas prestaciones increíbles y francamente indescriptibles.

Nardo ha sido el lugar elegido para este milagro sobre ruedas. Unos pocos curiosos y afortunados han podido presenciar el hecho que marca un nuevo hito en las marcas de velocidad para este tipo de autos.

Lorinser lo ha logrado por fin. Y aunque este tipo de pruebas tenga bastante de juego arriesgado y perverso, la cosa va en serio y es algo sin dudas para recordar. Por mucho, mucho tiempo.