Mercedes Benz desarrolla nuevo sistema de seguridad

La casa alemana Mercedes Benz no deja de buscar (y encontrar) buenas soluciones para los diferentes temas relacionados directamente con la seguridad. El tema no pasa solamente por hacer autos propios mucho más seguros, se trata además de ayudar a los propios clientes a resolver (o salir de) situaciones complicadas a la hora de sentarse al volante de uno de los autos producidos por la marca. Y es que los usuarios de los autos de Mercedes (como de cualquier otra marca) pueden cometer a veces alguna torpeza o ser víctimas de alguna distracción y pensando en eso mismo es que la casa de la Estrella de Stuttgart le busca la variante a cada paso que van dando.
Para resumirlo sencillamente: Mercedes Benz ya no quiere que sus autos sigan involucrándose en accidentes callejeros y va en busca de una seguridad casi total a bordo de los mismos.

La marca ya viene dando muestras de sus esfuerzos y hace varias temporadas que algunos de sus modelos cuentan con diferentes sistemas destinados a mejorar la cuestión de la seguridad (algo ya hemos visto y leído en este mismo espacio con anterioridad). Mercedes Benz había lanzado oprtunamente el sistema “Pre Safe” destinado a evitar atropellar peatones, pero ahora la casa alemana planea ir un poco más allá y desarrollar y utilizar un nuevo sistema (más complejo todavía) que irá asociado directamente al sistema “Night View Assist Plus” y que básicamente consiste en una serie de diferentes alertas (de varias maneras) que advierten con mucha claridad y efectividad al conductor si es que (por ejemplo) va circulando en sentido contrario al establecido y permitido.

La imagen que encabeza esta nota es más que elocuente: un conductor que lleva su auto por una calle a contramano. Se ve en la acera la señalización que indica eso mismo y la misma imagen se aprecia titilando (y seguramente con advertencias sonoras también) en el tablero del auto.
La implementación de este sistema de visión nocturna y reconocimiento de señales no será inmediata y recién podrá verse en funcionamiento cuando lleguen las nuevas generaciones de modelos tales como el Mercedes Benz Clase E y la esperada y renovada Clase S.
En definitiva: una nueva y muy buena búsqueda de la seguridad absoluta (prácticamente imposible) a bordo de los autos que produce esta marca que siempre está inquieta a la hora de hacer del manejo y los viajes en automóvil una experiencia fenomenal.