Mazda2 Sedán 2015

Mazda2 Sedán 2015 - 1

Aquí te estamos mostrando a un modelo que muy difícilmente esté llegando al mercado automotríz europeo (al menos eso mismo se cree), pero que será presentado en la Thailand International Motor Expo. Se trata del Mazda2 Sedán 2015, una muy bella y hermosa berlina de tamaño medio que tendrá como uno de los principales mercados en los que se comercializará, a –justamente- Tailandia, lugar al que seguramente estará llegando a inicios del año 2015.

De este auto realmente muy hermoso, hay algo que es digno de destacar y eso es el sensacional remate de la parte trasera. Aunque parezca algo común y corriente, es necesario decir que esta versión sedán es prácticamente la misma que la variante del Mazda2 Hatchback, a la cual se le ha agregado el tercer volúmen. Pero la cuestión es que ese trabajo se ha realizado de manera magnífica, realmente sensacional (y no pecamos de exagerados al decirlo). Si observas detenidamente, no notarás que este auto tiene el “agregado” del baúl, en absoluto.
Vale decir entonces que el trabajo de readaptación de sus formas es sin lugar a dudas una verdadera obra maestra del diseño, sin dejar de mencionar que –además y dadas sus nuevas características-, el auto ha ganado notablemente en capacidad de carga y espacio.
La culata del auto es realmente hermosa, eso mismo se puede apreciar en las fotos de perfil (unas líneas que son muy agradables y armónicas) y trasera, en donde todo se ve a las mil maravillas y en su justa medida y lugar.

Mazda2 Sedán 2015 - 3Mazda2 Sedán 2015 - 2

El Mazda2 Sedán 2015 lleva un motor 1.5 SKY ACTIV-D 105 –al menos en el mercado de Tailandia– y su consumo queda clavado en unos 3,4 litros de combustible por cada 100 kilómetros recorridos.

Resumiendo y en líneas generales, no me voy a cansar de repetirlo (a pura fuerza de ser cargoso, ma hago cargo), este auto –sobre todo tras ser visto de perfil- debe ser sin dudas uno de los más bonitos, criteriosos y estéticos que se han visto en este tipo de vehículos en mucho pero mucho tiempo. ¿Se nota que efectivamente me gusta? Pues sí, me gusta y mucho… y no creo ser el único al que le suceda lo mismo.
Al fin y al cabo, tienen prácticamente todo lo que se le puede pedir a un auto: el gran soporte de una gran marca, tecnología de punta, buen equipamiento, bajo consumo (importantísimo esto, claro) y, como si faltara más, un diseño fenomenal y divertido. Autazo.