Niki Lauda: no a los Fórmula 1 del 2009

lauda-f1-2009

Niki Lauda es famoso por muchos motivos. El austríaco es una leyenda viviente, de esas que no hay dos iguales, que ha sabido consagrarse en tres oportunidades como Campeón del Mundo de la Fórmula 1 (1.975, 1.977 y 1.984), ha regresado de una muerte que por momentos pareció ganarle una batalla de la que finalmente ha salido triunfador (ganándose la vida nuevamente…nada menos) luego de su terrible accidente en Nürburgring en 1.976, se las ingenió para hacer realidad uno de los sueños de su vida llevando a los cielos del mundo su propia compañía aérea (Lauda Air), pero por sobre todas esas particulares virtudes sobresale (casi con tanta fuerza) la de decir las cosas tal como las siente.
Eso, en el mundo actual, no es poca cosa. Lauda (un tipo políticamente incorrecto), por lo general, hiere con su lengua filosa y por eso no a todos le cae muy simpático. Pero claro, habla mucho y puede decir cosas con las que no concordemos y de las otras.

Ahora la noticia lo trae nuevamente al tapete ya que el gran campeón austríaco habló (¡y cómo!) de los nuevos monoplazas de la (extraña) Fórmula 1 del 2.009.
De sus labios salieron palabras en forma de cuchillos que hicieron blanco en la estética de los bólidos de este año.
No se salvó casi ninguno (excepto el McLaren Mercedes Benz…) y opinó que los nuevos autos para esta temporada parecen definitivamente cosechadoras
Argumentó su manera de pensar diciendo que son desproporcionados y que son demasiado anchos en la parte delantera, terminando en una casi inexistente parte trasera que parece de otro auto.
Si los Fórmula 1 del 2.009 no le gustan ni un poquito a Lauda, el que se ha llevado el premio mayor es sin lugar a dudas el modelo de Renault, al que el austríaco ha catalogado como el más feo que ha visto de todos los que han sido presentados hasta ahora.

Del McLaren Mercedes Benz, dijo que por lo menos el auto del equipo anglo alemán es el único que parece ser un verdadero auto de carreras.

Habló Niki Lauda y como siempre… levantó polvareda.