Incendio de un Lamborghini Aventador en Londres

Incendio de Lamborghini Aventador

Unos cuantos curiosos con sus teléfonos celulares a mano, algún que otro envidioso (más que entendible) observando -por las callecitas de Londres– al presumido dueño de este hermoso Lamborghini Aventador y algunas otras persona más; pudieron ser testigos de un hecho que -sinceramente- da pena y nos conmueve hasta las mismísimas lágrimas. El ostentoso propietario del super deportivo italiano, a punto de darse el gusto de su vida en la Gumball, se dispuso a acomodarse en la butaca, ajustarse el cinturón y dar rienda suelta al pie sobre el acelerador en vacío. Imagen y situación soñada por muchos -me incluyo- que se suponía totalmente bajo control. Pero… siempre hay un pero. La primera llamarada saliendo del escape no demoró en salir, pero nadie llegaría a sospechar que unos pocos segundos después, todo iba a convertirse en incendio. Un lamentable e indeseado incendio en este auto espectacular.

Las llamas llegaron sin miramientos ni contemplaciones hasta las tomas de ventilación en la parte posterior y, sin que nadie pudiera llegar a comprender lo sucedido, las mismas entraron en ignición en un segundo. Pero si la situación era ya de por sí bastante complicada, se llegaría a un punto en que se fue totalmente de las manos. Y es que el propio conductor del Lamborghini Aventador, en lugar de detenerse y bajar a tratar de solucionar el inesperado inconveniente, pisó aún más el acelerador y se alejó del lugar como si nada sucediera en su super deportivo. ¿Un loco? ¿un demente? ¿un tremendo distraído? ¿las tres cosas a la vez? Como sea, el buen hombre ni se tomó el tiempo para preocuparse dada la complicada situación y como si nada, se mandó a mudar…
Mirá la desopilante situación en el video a continuación. Imperdible. Seguro que a mí no me sucede (es que no tengo un tremendo Lamborghini Aventador).