Bush es humano: podría ayudar a los 3 Grandes

bush-dinero-3-grandes.jpg

De las iniciales dudas a la más tremenda de las confirmaciones, un boleto de ida para un viaje peligroso hasta la médula. Ese pasaje de ida que ayer compraron los 3 Grandes monstruos automotrices norteamericanos (Ford, General Motors y Chrysler) bien podría significarles la muerte sin atenuantes y eso, más allá de los grandes, enormes, groseros errores cometidos por las cúpulas de las empresas, significa además miles y miles de personas desocupadas y sin trabajo instantáneamente en la calle.

Como para que el pasaje al infierno olvido de George Bush en uno de sus últimos actos como presidente de los Estados Unidos, no sea irrevocable, este hombre parece que lo ha comentado con su almohada y ahora está pensando seriamente en destinar parte del dinero del rescate aprobado inicialmente para entidades financieras, para las empresas automotrices símbolo de los Estados Unidos.
De los 350.000 millones de dólares aprobados como ayuda económica se sabe que ahora unos 15.000 podrían ir a parar directamente a las arcas (ya casi vacías por cierto) de los 3 Grandes, en especial de General Motors y Chrysler. Todo esto únicamente para que las empresas lleguen a subsistir por lo menos hasta el mes de marzo de 2.009, momento en el cual podría recién darse por comenzado otro plan (una vez instalado Barack Obama en la Casa Blanca).

El tema es que el plan de ayuda (éste mismo del que estamos hablando en la nota) de un senador republicano (Bob Corker) por ahora sólo encuentra un escollo en medio de las discusiones con los sindicatos: la rebaja en los sueldos de todo el personal.
Actualmente se encuentran (a pesar de la urgencia) aún en medio de arduas discusiones entre todas las partes para ver si antes del próximo fin de semana pueden llegar a un (esperado) acuerdo.