Frankfurt 2011: así será el Eterniti Hemera

Hace un tiempo, no mucho, aquí en Coches 2.0, dábamos cuenta del nacimiento de una nueva marca de autos de lujo: Eterniti. Los planes de la casa eran ni más ni menos que debutar directamente en el Salón del Automóvil de Frankfurt y efectivamente allí estarán. La idea es la de mostrar en sociedad a su primer gran modelo (ver imágenes recreadas en esta nota), el cual pese a su enorme e indiscutible parecido con un Porsche Cayenne es, sin más preámbulos, el Eterniti Hemera.
De momento tan sólo podremos conformarnos con saber que en la presentación en Frankfurt veremos a un modelo conceptual y que la producción en serie dará comienzo en el año 2012.
La fabricación del Eterniti Hemera se llevará a cabo en una fábrica cuasi-artesanal ubicada en las cercanías de la ciudad de Londres, en Inglaterra.

El principal objetivo de Eterniti con el Hemera es apuntar directamente a conseguir el más absoluto confort. El SUV de lujo de altísimas prestaciones que la nueva marca presenta, se ofrece con una configuración de cuatro asientos, de los cuales los dos ubicados en la parte trasera, son independientes y con ajuste eléctrico en ambos casos.
El Eterniti Hemera tendrá sistema de tracción total (resta confirmar si será permanente o variable) y llegará a los 620 CV de potencia (y ya que anteriormente lo comparábamos con el Porsche Cayenne, bueno será recordar que el Cayenne llega “apenas” a los 500 CV de potencia). Desde la marca prometen algo que quita francamente la respiración: su velocidad máxima será de impresionantes 300 km/h.

Habrá ahora que ir desandando el camino para conocerlo como se debe y en detalle, pero de momento estas recreaciones digitales no estaban como para despreciarlas. ¿Es una copia fiel del Porsche Cayenne finalmente? ¿o no es así? A medida que lo vayamos viendo y analizando con más elementos a mano podremos saberlo a ciencia cierta.
Su precio, por otro lado, no parece ser tan descabellado y es de unos 150.000 euros, cosa que no parece tan desubicada en directa comparación (una vez más) con el hermoso Porsche Cayenne y con todos los “chiches” que le ofrecerá a sus ocupantes.

Lo esperamos con los brazos abiertos para que se sume como muy válida opción al abanico de posibilidades de los SUV.