El Ford A cumple 80 años

forda-2.jpg

En Diciembre de 1927 se revolucionó la ciudad de Nueva York.
Cuenta la historia que 1.250.000 neoyorquinos se lanzaron a las calles para presenciar un hecho histórico. Un evento sin precedentes.
Un día de aquel lejano Diciembre, el genial Henry Ford presentó oficialmente al sucesor del Ford T, al auto que se transformó con el paso de los años en el auto más fabricado de la historia con 1.000.000 de unidades producidas: el Ford A.

El Ford A mantuvo ese increíble record hasta la aparición del Volkswagen Beetle, el cual con el tiempo logró superarlo en números de autos fabricados.

Durante la presentación neoyorquina del Ford A, fueron tantos los que quisieron verlo por primera vez que todo se transformó en un caos imposible de controlar.

Rápidamente comenzaron a circular por todos los Estados Unidos, fotografías y noticias acerca del auto. Los concesionarios de todo el país comenzaron a recibir pedidos y la gente comenzaba a ponerse impaciente.

forda-1.jpg

Henry Ford decidió entonces llevar al Ford A de gira por todos los estados del país y allí comenzó un nuevo caos.
Las concesionarias podían tener el auto en exhibición únicamente por una hora, ya que como se trataba de un único ejemplar en exposición, éste debía ser llevado a otros lugares rápidamente.

Y así, de esa manera, entre reacciones desenfrenadas y locura generalizada, fue presentado al mundo uno de los autos que marcó a fuego la historia automotriz
Pegados en las paredes de los edificios de Nueva York, los afiches que insitaban a “esperar por el nuevo Ford” , no hacían más que hechar más leña al fuego y eso llevó a que Henry Ford lograra algo que nadie aún ha logrado: vender 727.000 unidades cuando aún tenía sólo un auto para ofrecer.

La producción se vió apurada por la enorme demanda, y así se llegaron a producir inicialmente 140 unidades por día en Enero de 1928.
Para Febrero del mismo año se llegó a 7.500 autos producidos diariamente y finalmente en Junio, la fábrica produjo una cifra record para todos los tiempos: 9.100 autos por día.

Hoy, a casi 80 años de su nacimiento y su tránsito a la vida eterna, ha alcanzado otro récord, el de ser el automóvil más restaurado de todos los tiempos. Los coleccionistas de todos los puntos del planeta, lo han elegido por sobre cualquier otro vehículo para cuidarlo, para recuperarlo y para conservarlo por toda la eternidad.

Ahora queda poco para que se cumplan efectivamente sus primeros 80 años y eso es un gran motivo para celebrar.