Ferrari trabaja para que no se repitan los incendios en el 458 Italia

En las últimas semanas hemos hablado largo y parejo sobre los graves inconvenientes que han tenido más de un Ferrari 458 Italia. No es algo muy común leer reiteradamente noticias que hablan sobre incendios inesperados en autos como el que nuevamente nos ocupa, aunque a decir verdad, ya nos estamos acostumbrando lamentablemente. Pero los que no se resignan a acostumbrarse son los popes de Ferrari y su departamento de diseño, quienes se han puesto como es debido, manos a la obra para tratar de torcer esta triste y preocupante historia.

No más incendios, por favor… eso parecen estar diciendo a gritos quienes tienen a su cargo el diseño de ciertas partes del auto. En ese sentido son muy reveladoras las dos imágenes que encabezan esta nota. En la imagen que se encuentra a la izquierda, podemos apreciar una de las rejillas de ventilación (destinada a refrigerar directamente la zona del motor del Ferrari 458 Italia) con su diseño original, mientras que en la imagen de la derecha se puede ver con suma claridad el nuevo concepto que están utilizando, que en este caso es uno con ranuras de ventilación mucho más grandes que permitirán una mejor y más adecuada aireación para la zona “caliente” del auto.
Para ser mucho más exactos y precisos habrá que decir que el problema detectado es una mala refrigeración de la zona del tanque de combustible (el tema es lograr que los vapores se vayan directamente a la atmósfera y no lleguen directamente al motor) y debido a ésto, ya se sabe que la casa italiana Ferrari ha enviado muchísimas cartas a los diferentes usuarios y propietarios del modelo para que se acerquen de inmediato a los diferentes centros en los que se les solucionará el inconveniente sin cargo alguno para los propietarios de las unidades aparentemente con inconvenientes.

Hasta aquí, todo bien… o no tanto, porque en realidad ahora ha llegado el momento de tratar de entender por qué una casa como Ferrari no ha sido capaz de detectar este grave y peligroso inconveniente en etapas de prueba y desarrollo previas sin la necesidad de tener que llegar a este punto. Ese será un interrogante que tan sólo la mítica casa del Cavallino Rampante será capaz de responder de la manera más adecuada. Mientras tanto, y hasta que se encuentre definitivamente la solución, Ferrari se ha puesto a trabajar para revisar detalladamente todas y cada una de las unidades del fenomenal 458 Italia y evitar males mayores.