Comparativa Honda FR-V


Honda FR-V: tremendos rivales a la vista

honda-frv-2

El Honda FR-V comparte características comunes a varios vehículos similares dentro del segmento C al que pertenece. Hay varias marcas que ofrecen en el mercado soluciones similares y opciones parecidas, eso ya se sabe, pero dentro de todas las ofertas que ofrecen casi lo mismo con este tipo de monovolúmenes, el Honda FR-V se conecta particularmente con el Fiat Múltipla. Estos dos vehículos tienen la característica de ser tal vez un poco más anchos que otros similares y un poco más cortos, todo eso para darle lugar a sus características dos filas de tres asientos cada una, en lugar de hacer tres filas de dos asientos, como podría surgir lógicamente al concebirlos.
En ese apartado, son prácticamente iguales.

Pero no comparte cosas únicamente con el vehículo italiano, sino que hay otros que pueden ser considerados buenos competidores en su segmento, a saber: el Citroën C4 Picasso, el Renault Scénic (tal vez uno de los pioneros para este tipo de vehículos, sin dudas), el Seat Altea, el Toyota Corolla Verso y el bellísimo Ford C-Max.

Podría decirse que entre todos estos vehículos nombrados pocas son las diferencias que hay, marcando algo que no es muy fácil de encontrar en otros segmentos y tipos de vehículos: una notable paridad e igualdad entre la oferta, cosa que termina complicando sobremanera la elección del usuario en el momento de la compra. Aquí es donde entra a jugar un papel importante el tema de la fidelidad a la marca y en ésto, habrá que reconocer que, el Renault Scénic (un clásico de clásicos) y el Citroën C4 Picasso llevan definitivamente las de ganar.

Estéticamente hablando y luego de unos escuetos pero efectivos cambios de estética, el Honda FR-V se ha posicionado en cambio como uno de los más bonitos y actualizados vehículos entre los de su clase.