Comparativa Audi R8


Audi R8: la adrenalina sobre ruedas

audi-r8

Acá sí que se pone brava la cosa: este auto deportivo de la marca alemana Audi además de compartir parte de su nombre con un modelo ganador de las míticas 24 Horas de Le Mans (hablamos del Audi R8 LMP), le plantea feroz lucha en su segmento a otras bestias deportivas tales como el Lamborghini Gallardo, el Porsche 911 Turbo y el Ferrari F430, nada más y nada menos.
Encima y como si eso no fueran suficientes pergaminos, es el primer auto en la historia de Audi en llevar un motor trasero ubicado en posición central, cosa que ha recibido directa e inmejorable inspiración de una leyenda mecánica de todos los tiempos: el Auto Unión Tipo C de los años ’30.
Así, como quien no quiere la cosa y como para empezar a describirlo y ubicarlo en el mercado y en las preferencias de la gente, impacta.

Estéticamente el R8 es tal vez junto al Lamborghini Gallardo uno de los autos más impactantes del segmento. Sus aditamentos estéticos tan llamativos y característicos del modelo son además (y fundamentalmente) elementos vitales desde lo aerodinámico y en consecuencia, son cosas que mejoran definitivamente el rendimiento y las prestaciones del auto. El caso típico son las tomas de aire tan generosas de las que se nutre.
En el apartado de los motores, se puede decir que no hay dudas que el Audi R8 está unos cuantos pasos delante de la competencia debido en gran medida a las variantes de motorización ofrecidas.
El modelo se encuentra disponible en el mercado con dos variantes nafteras y se espera la llegada de los motores diesel para este año 2.009. En cuanto a los motores a nafta ya existentes diremos que las posibilidades son la de V8 cilindros 4.2 litros de cilindrada y 420 CV de potencia (con una aceleración de 0 a 100 km/h. en unos 4,6 segundos y una velocidad máxima de 301 km/h.) y la de V10 cilindros 5.2 litros y 525 CV de potencia (que acelera de parado hasta los 100 km/h. en apenas 3,9 segundos con una velocidad máxima final de 316 km/h.).
Como para ver en donde se encuentran los rivales, bastará con mirar un Ferrari F430 con una única variante naftera de 4.3 litros V8 y 490 CV de potencia, pero que sin embargo le gana al R8 en aceleración ya que llega de 0 a 100 km/h. en apenas 3 segundos y roza los 315 km/h. finales.

Por su lado el Lamborghini Gallardo (que tiene una gran cantidad de variantes) también monta un motor V10 pero en sus diferentes versiones puede desarrollar entre 510 y 560 CV de potencia finales.

El Audi R8 es un auto que bien podríamos calificar como de artesanal: 70 trabajadores diariamente llevan a cabo la tarea de ensamblaje del auto, armando el rompecabezas de unas 5.000 piezas totalmente a mano. Se producen 25 unidades diarias y un escáner desdoblado en 95 partes lo inspecciona en su totalidad (como parte del control de calidad) en apenas 5 segundos.