Comparativa Audi A5


Audi A5: la sofisticación deportiva

audi-a5

El Audi A5 forma parte de un selecto grupo de automóviles deportivos integrado por rivales directos tan interesantes como este producto de la casa de los anillos. En su segmento, los rivales más encarnizados para el Audi A5 son el Mercedes Benz CLK, el Mazda RX-8, el BMW Serie 3 y el Alfa Romeo GT.
Estéticamente (y entendiendo que cada uno tiene sus particulares características) hay varios autos de ese grupo que se asemejan bastante: hablamos del Audi A5, el Alfa Romeo GT y en cierta medida el BMW Serie 3. Los tres respetan y responden a ciertos patrones que parecen ser una condición indispensable a la hora de concebir un automóvil deportivo de este tipo. Por su lado el Mercedes (aunque no tanto) y el Mazda se apartan en cierta medida de esos cánones para ir definitivamente por otros carriles si de diseño se habla.
Un punto en común por sobre todas las cosas entre este grupo de autos es el de ser de dos puertas y cuatro plazas (aunque el Alfa Romeo GT ha sido homologado para que viajen en él, 5 personas), con motor delantero en todos los casos.

El Audi A5 se presenta en el mercado únicamente en la variante coupé y desde principios del año 2.009 habrá en la gama de posibilidades una versión descapotable con techo de lona. Sobre este modelo podemos decir que está destinado a reemplazar definitivamente en el mercado automotriz al modelo A4.

Existen cuatro motorizaciones posibles a nafta (inyección directa), a saber: 1.8 litros con turbocompresor y 160 CV con 4 cilindros en línea; una versión 2.0 litros turboalimentado con 180 / 210 CV de potencia y también 4 cilindros en línea; un V6 de 3.2 litros y 265 CV y finalmente (para los motores nafteros) una opción de 4.2 litros V8 con 354 CV de potencia. En cuanto a los motores Diesel, diremos que se ofrecen las siguientes variantes: 2.7 litros y 190 CV y 3.0 litros y 240 CV en los dos casos con 6 cilindros en V e inyección directa del tipo common-rail.

En comparación directa diremos que por ejemplo el Alfa Romeo GT se presenta en cambio con tres opciones nafteras 1.8, 2.0 y 3.2 (los dos primeros con 4 cilindros en línea y el tercero con V6) y otras dos variantes diesel de 1.9 litros de cilindrada, ofreciendo en general un abanico menos amplio de posibilidades para el usuario.
En la otra punta se encuentra el Mazda RX-8 que tan sólo se ofrece con una motorización posible a través de un motor Wankel atmosférico de 1.3 litros que se ubica entre el eje delantero y el habitáculo, con dos variantes de potencia de 192 y 231 CV.

El Audi A5 es tal vez uno de los líderes indiscutidos de este segmento de autos que (como en casi todos los casos) está más que bien nutrido y muy bien representado.