Comienza la producción del BMW i3

BMW i3

La noticia carecería de todo impacto si la presentáramos simplemente como: comienzo de la producción del nuevo BMW i3. Dicho de ese modo no hay impacto posible, más allá de ser una noticia interesante en sí misma. Pero hay algo más. Es que la verdadera gran noticia que llega de la mano del inicio de la producción del nuevo auto de la casa alemana de la Hélice, es que finalmente la marca ha encontrado la mejor manera de poner en línea de producción a autos que serán (son) fabricados con fibra de carbono. Con esto ya queda como parte del pasado reciente la exclusividad en el uso de ese material para autos de competición o super deportivos especiales. Ya no más de eso. Desde ahora BMW se ha puesto manos a la obra y tras un largo período de análisis han dado con la fórmula para fabricar en serie con fibra de carbono y que (muy importante) los costos no se disparen hasta la estratósfera como se pensaba inicialmente.

Diez años le ha llevado a BMW para encontrar la manera de poder usar carbono normalmente (hablando de no elevar los costos). Un largo decenio que ahora finalmente ha llegado a su final con la entrada en línea de producción del esperado BMW i3, tal como lo vemos en la imagen que encabeza esta nota.
Recordemos que no es menor el uso de fibra de carbono en los autos, cosa que ya a esta altura no es novedad: la fibra de carbono tiene la misma resistencia que el acero y es mucho menos pesada.

Otra de las ventajas que trae aparejada la fabricación con estos materiales es que también la marca puede usar polímeros reforzados con fibra de carbono, que junto al aluminio dan forma al sistema Life Drive. Y hay más noticias para este boletín: el proceso de fabricación tal como lo está implementando BMW con el nuevo i3 hace que el tiempo de producción se reduzca de manera notable, llegando a ser hasta un 50% menor, lo cual es a las claras un beneficio muy pero muy importante.
De modo tal que el inicio de la fabricación en Europa del nuevo BMW i3 trae aparejadas varias importantes novedades que no sólo se limitan al modelo en sí mismo sino por sobre todas las cosas a los métodos, materiales y tiempos de la producción. Las tecnologías, los métodos de fabricación y optimización avanzan a pasos agigantados. Como la producción del BMW i3.