Chevrolet Corvette C7.R en Detroit

Chevrolet Corvette C7R - 1

Hemos hablado tanto y tantas veces del Salón de Detroit del 2014 que, sinceramente, ya era hora de que comencemos a dar una mirada por su interior. Recién inaugurada, la muestra norteamericana de principios de año, presenta para los visitantes incontable cantidad de novedades y presentaciones y, tal como siempre sucede, no todos son autos de calle. Éste que nos ocupa es, precisamente, uno de esos casos. Se trata del Chevrolet Corvette C7.R, una descomunal versión de este renovado clásico de clásico norteamericano, derivado directamente del Chevolet Corvette Z06 con chasis de aluminio, el cual justifica (entre otras cosas) su existencia para dar vida a maravillas como el auto al que le estamos prestando atención.
Los Corvette Z06 inspiran además a los otros Corvette mucho más prestacionales de la casa, pero esa es harina de otro costal.

Chevrolet Corvette C7R - 2Chevrolet Corvette C7R - 3

Chevrolet, con todo ese engorroso background, ha presentado formalmente en sociedad en la muestra de Detroit, a esta infernal variante que está destinada a hacer de las suyas en las pistas del WEC (World Endurance Championship), como así también dejar su huella durante el corriente año en el campeonato de resistencia de los Estados Unidos conocido como TUDOR.
Como era de esperarse este Corvette rabiosos y radical de carreras tiene sus grandes similitudes con la versión “normal” de calle, pero también tiene sus enormes y marcadas diferencias.

Chevrolet Corvette C7R - 4Chevrolet Corvette C7R - 5

Estéticamente no hay grandes sorpresas y es que el auto original es casi un modelo listo para las pistas, pero de todas aquellas cosas que no se pueden aprecian a simple vista, hay modificaciones interesantes. La evolución es algo notable y los resultados se traducirán debidamente en las pistas.
Para esta versión se ha introducido por primera vez un sistema de inyección directa en el motor naftero V8 de 5,5 litros de cilindrada. Ésto se reflejará concretamente en algo sumamente importante bajo todo punto de vista: permitirá reducir y optimizar de manera sensible el consumo de combustible, lo cual (como es de imaginarse) es determinante en carreras de resistencia como en las que estará participando este auto.

Por el lado del chasis, diremos que en este caso el mismo es definitivamente mucho más rígido que el de la versión anterior. Según algunos datos aportados, esa resistencia se nota hasta en un 40% respecto de lo conocido hasta ahora.
Y al margen de sus líneas exteriores ¿qué decir de su aspecto realmente intimidante para salir a pista? Mete miedo. Sin vueltas, miedo.