Cadillac ELR: alarmante desinterés del público

CADILLAC ELR

Apenas llegado al mercado, las expectativas que la empresa norteamericana General Motors había puesto en el Cadillac ELR eran, sin más vueltas, enormes y casi desmedidas. Como uno de los más grandes gigantes estadounidenses de la industria automotríz, ellos tenías cifradas esperanzas puestas en que las ventas acompañarían el lanzamiento y, sin embargo, así las cosas eso no llegó a concretarse.
Para el verano estadounidense del año 2014, el estado de situación fue quedando mucho más claro cuando no sólo que las ventas no subían sino que además, bajaban, dado lo cual Cadillac decidió tomar el toro por las astas y hacerse con el control absoluto de la complicada situación, algo que los llevó en definitiva a replantear el juego y elevar un poco la apuesta aplicando un leve restyling, dándole al modelo una buena lavada de cara con el único objetivo de levantar la puntería y hacer de una vez por todas que la marea cambie favorablemente para ellos.

Y así lo hicieron, claro. Al auto original lo modificaron aplicándole una aerodinámica mejorada, dándole mayor potencia y además permitiéndole tener más autonomía. A todo esto, bien vale recordar que el Cadillac ELR es un vehículo eléctrico con autonomía extendida, cuya movilidad es posible gracias a la combinación de dos motores eléctricos, una batería y un motor de tipo térmico de cuatro cilindros y 1.4 litros de cilindrada. La nueva versión revisada (que vemos en la foto) permite al usuario tener una autonomía estimada en torno a los 530 kilómetros si es que se cuenta con el tanque de nafta a tope, mientras que si el auto viaja en modo eléctrico, esa autonomía se reduce de manera exponencial hasta tan sólo 60 kilómetros de recorrido.

Pero parece ser que todos y cada uno de los esfuerzos de la gente de Cadillac, tal lo dicho recientemente por Uwe Ellinghaus –jefe de marketing de la firma automotríz norteamericana- no han dado ni siquiera los más mínimos resultados. Decimeos esto porque ha sido este mismo alto directivo de Cadillac quien ha sostenido que el Cadillac ELR en su nueva versión remozada y revisada, también (como el modelo original) sigue siendo un rotundo fracaso en lo que a ventas y aceptación del público en general se refiere. Habrá que intentar una vez más… ¿Tendrá el modelo otra oportunidad?