Opel Adam Cabrio ¿lo veremos en Ginebra?

OPEL ADAM CABRIO

El mercado automotríz y el gusto y las necesidades de la gente lo piden a gritos. Practicamente todos y cada uno de los modelos que las marcas han venido colocando en las calles ultimamente ya tienen su propia versión Cabrio, de modo tal que ¿por qué el Opel Adam no habría de tenerla también?
La llegada de la variante descapotable de este modelo es un secreto a voces desde hace ya largo rato, casi un voto cantado, algo que indefectiblemente terminará sucediendo más temprano que tarde.

Y los ejemplos de la gran viabilidad y aceptación de los modelos Cabrio abundan en el mercado. Allí están el Citroën DS3 Cabrio o bien el Fiat 500C, sin ir más lejos como válidos estandartes de esto que estamos diciendo.
Tal vez el diseño del Opel Adam Rocks, modelo al que vemos en la imagen que encabeza esta nota y que ha sido mostrado con anterioridad, sirva de buena base para dar lugar en la gama de ofertas de la marca de un nuevo Opel Adam Cabrio.
El de la foto de esta nota, tiene por supuesto el techo corredizo de lona, pero también exhibe unas formas un tanto más crossover, que muy posiblemente no tenga en Cabrio que estaría por llegar.

Por el lado de los motores se espera que el Opel Adam Cabrio tenga los mismos motores que la variante con techo duro, en todos los casos nafteros, 1.4 litros de cilindrada con 87 y 100 CV.
Existe la chance de que también se agreguen a la gama de ofertas otros motores menores que, también, se le agregarán a la versión del auto hasta ahora conocida.
Este auto será más que bienvenido a los diferentes mercados en los que se llegue a comercializar. No dejemos de pensar que esta clase de vehículos resultan muy divertidos y son muy buscados por los usuarios, generando sensaciones indescriptibles a la hora de manejarlos.

Todo parece indicar que la presentación del nuevo Opel Adam Cabrio tendría lugar en el Salón del Automóvil de Ginebra, en Suiza, mientras que si eso no se llegara a dar se habla que la presentación entonces podría llegar a darse en el Salón de París durante el otoño del continente europeo.
Por el momento, rumores y más rumores pero ninguna certeza ni confirmación. Lo que sí sucede es que el río suena y ya se sabe… cuando el río suena, agua trae.
Esta variante estará llegando casi de manera inexorable en poco tiempo más.