El Buick Excelle Sedán al descubierto

A falta de unos pocos días para la apertura oficial del Salón del Automóvil de Pekín, uno de los eventos automovilísticos más esperados del año, ya estamos en condiciones de comenzar a desandar el camino y en esta oportunidad nos damos el gusto (nunca mejor dicho…) de ver las primeras imágenes del Buick Excelle Sedán totalmente al descubierto y sin una pisca de camuflaje, tal como a nosotros nos gusta…

Por el momento no se han difundido más fotografías que estas tres sin camuflaje del modelo en cuestión que les estamos mostrando, cosa que seguramente sucederá cuando nos vayamos acercando hacia fin de mes, pero eso no impide apreciar la belleza del auto y lo bien logrado que está este auto que adelanta las líneas de lo que será la versión sedán china del nuevo Opel Astra que se comercializa en el continente europeo.
Para empezar habrá que decir que el Buick Excelle Sedán es un vehículo muy bello en el que nada parece estar fuera de lugar.

A primer golpe de vista queda bien a las claras que el tercer volúmen del auto está magistralmente resuelto y adaptado al resto del auto.
Contrariamente a lo que muchas veces sucede con otras berlinas que derivan de modelos compactos, en este caso el resultado no parece ser el mismo. Es que por lo general a los sedanes que derivan de compactos “se les nota” el baúl agregado”, cosa que evidentemente no sucede en el Buick Excelle Sedán.
El auto termina con un voladizo del baúl bastante corto y de altura elevada, de formas muy compactas, concretas y al mismo tiempo armónicas (como todo el resto del auto).

Del Buick Excelle Sedán habrá dos variantes: una de ellas comn mayor potencia, la versión GT.
Hablando de la versión GT, la misma lleva bajo su capó un interesante motor de 2.0i Turbo con 220CV de potencia, mientras que la versión más convencional llevará una planta motríz 1.6i Turbo de 180CV de potencia final. La cola del Buick Excelle Sedán culmina con un espectacular spoiler en la versión GT (fotos) que le calza a las mil maravillas.

De los demás detalles estéticos hay que destacar particularmente lo armónico (como ya dijimos) del conjunto. Los paragolpes tan efectivcamente integrados a la carrocería, las líneas suaves y redondeadas pero al mismo tiempo firmes y potentes, dan marco a un auto bello, moderno y actual, que seguramente se transformará de inmediato en una de las máximas atracciones indiscutidas del próximo Salón del Automóvil de Pekín.
Muy pronto seguramente tendremos más detalles e imágenes oficiales.