Coches de Dodge y Cadillac a revisión

dodge-charger-de-policia.jpg

Dos grandes marcas, Dodge y Cadillac, han llamado urgentemente a revisión a algunos de sus modelos.

El caso de Dodge implica directamente a unidades para uso policial basadas en el Dodge Charger y el Magnum, fundamentalmente a los fabricados entre los años 2.005 y 2.008. Estos autos no serán uno de esos vehículos policiales soñados y venidos de otro planeta, pero tampoco son como para despreciar. De hecho va a pasar demasiado tiempo por estas tierras hasta que veamos a las fuerzas del orden andar sobre unos autos similares, pero… (como siempre hay peros) a pesar de lo bello que pueden resultar (ver lo impactante del Dodge Charger policial de la foto) hay unas cuantas cosas para revisar y por eso deben pasar por el taller oficial para corregirlas.
El problema detectado en el caso de los productos de Dodge, si bien no pareciera ser tan grave, dice que en realidad el indicador de marchas ubicado en el salpicadero del auto muestra una marcha que no es la que está engranada.
Un incidente de menor importancia, dirán varios de ustedes, pero en definitiva es algo que hace que unas 20.000 unidades de los modelos mencionados deban pasar por una urgente y necesaria revisión para que el desperfecto sea solucionado de inmediato.

cadillac-cts.jpg

Por el lado de Cadillac el tema tiene otro cariz y parece ser bastante más serio que el caso de Dodge.
Resulta que todas las unidades de Cadillac CTS (segunda foto de la nota) fabricadas durante el corriente año 2.008 presentan un (aparentemente) mismo desperfecto en sus airbag, los cuales (en el caso del acompañante) podrían activarse de manera aleatoria con los riesgos que eso implica para la salud de quienes viajan en el auto.

En todos los casos, los llamados a revisión para los autos tanto de Dodge como de Cadillac dará comienzo sí o sí la próxima semana.