Artesanos de Bentley ahora fabrican muebles

interior-de-bentley

A ésto llamaríamos sin temor a equivocarnos en Argentina: flexibilización laboral a fondo.
Claro que como pasa en otro lado muy cool del planeta, lo tomamos como si nada fuera, pero a decir verdad muestra que la cosa viene bastante mal por tierras europeas y como muestra sirve.
La mítica casa Bentley ha tenido que recortar de todos lados, como pudo, como quiso, por acá y por allá, pero lo cierto es que para que los números den perfectamente ha tenido que (lamentablemente) detener su cadena de producción por espacio de un mes.

Pero, tener a tantos trabajadores parados sin hacer nada o bien sentados en el sofá de su casa a la espera de un destino mejor, no era la idea, de modo que ha decidido dar comienzo a una jugada que si sale bien (seguramente será así) será moneda corriente en el mundo de las automotrices.
Resulta que ha puesto a trabajar a sus artesanos y en especial a los carpinteros, esos mismos que se mandan de las suyas en los interiores de los sofisticados y elegantes modelos, en la fabricación de mesas, sillas, estanterías y todo lo que se les ocurra que pueden hacer con madera sobrante de la fabricación de partes del interior de los modelos de la casa.

Las ventajas de trabajar para la única empresa automotriz mundial artesanal con renombre y reputación, para esta gente se ha traducido en ésto: una vorágine inaudita que los ha llevado a terminar decorando la recepción de las oficinas de la empresa y… más adelante, ¿quién sabe? hasta podrían cambiar de rubro y si la cosa les va bien encaminada tal vez dedicarse de lleno a ésto.
El tema será que no se lo tomen en serio y dejen como “segundo trabajo” a Bentley… si no, a más de una celebridad se le hará difícil encontrar uno de estos bichos, sacarse las ganas y darse un lindo gustito.