Anticipando el Salón de Los Angeles: Bentley Grand Convertible

Bentley Grand Convertible - 1

Seguimos paraditos en la puerta esperando que se inaugure la muestra. El Salón del Automóvil de Los Angeles nos tiene expectantes y muy entusiasmados y motivos no faltan. Y si no me crees, tan sólo bastará con que le des una buena mirada a esta sensacional creación británica. Te presento al maravilloso e impactante Bentley Grand Convertible, un auto que -contrariamente a lo que muchos podrían llegar a suponer- será presentado únicamente en su versión conceptual.
Según lo que los representantes de la marca han declarado por estas horas en la antesala de la apertura de la muestra norteamericana, este auto es sin más vueltas ni preámbulos, el auto descapotable más sofisticado que jamás se haya creado. ¿Exagerados? ¿Enceguecidos de toda ceguera? Vamos… dale una mirada a esta creación maravillosa de la casa británica. Muchos dirán que efectivamente se han ido al barranco asegurando eso, sin embargo, vaya aquí un dato determinante: este auto está completamente fabricado a mano y los resultados, todos a la vista.

Bentley Grand Convertible - 2Bentley Grand Convertible - 3

¿Y qué decir de los colores del auto y esa pintura que es -y también aquí sin exagerar- una auténtica obra de arte? El auto luce muy coqueto con su color azul llamado “Sequin Blue”, que -dicho sea de paso- es un color personalizado que ha sido creado a partir de una sola lentejuela de un vestido de alta costura de una de las clientas de la flemática y tradicional marca inglesa.
Ahora la cosa va cambiando. ¿Entendés de qué te hablaba cuando te decía que es considerado el descapotable más sofisticado con el que te hayas llegado a encontrar?
El otro color metalizado que se ve en algunas otras partes del auto, le sienta a las mil maravillas por cierto. Una verdadera exquisitez.

Bajo el capó, entre tanto, se esconde el conocido motor 6,3 litros de cilindrada, V8 y doble turbocompresor, con 537 CV de potencia y 1.100 Nm de par motor para darle rienda suelta al éxtasis a bordo. Una locura sin lugar a dudas, desde todo punto de vista tal como podrás estar viendo. Mientras tanto, en el interior, todo a pedir de boca. Los detalles exclusivos, los elementos confeccionados a mano, las costuras artesanales a la vista y tantísimas otras cosas más imposibles de llegar a enumerar, le dan formas finales a una maravilla sin igual.