33 años después recupera su Chevrolet Corvette robado

Corvette robado

Ésto es lo que yo llamo sin más vueltas, tener mucha suerte. Este hombre debe tener un Dios aparte, un ángel de la Guarda especial y personalizado. No me cabe la menor duda al respecto. ¿Cuántas veces se puede tener la increíble fortuna de ser víctima del robo de un maravilloso Chevrolet Corvette del año 1979 y… encontrarlo 33 años después? No creo que mucha gente tenga la posibilidad de contarle a sus amigos y conocidos algo semejante. Deben ser contados con los dedos de una mano y me sobrarían los casos.
Sea como sea, a este hombre eso mismo es lo que le ha sucedido. George Talley, de él mismo se trata, era el muy orgulloso dueño de un Corvette sensacional al cual, un día como tantos, estacionó normalmente en la Jefferson Avenue en la ciudad de Detroit. Todo apuntaba a que sea un día de absoluta normalidad, pero no… Al regresar, el bueno de Talley encontró que su Corvette gris ya no estaba en el lugar en el que lo había dejado. Un robo común y corriente de un auto absolutamente fuera de lo común.

Nunca más supo de su autazo y no sólo que –sobre esta unidad- se resignó, sino que luego se dio el gusto de tener otros tres Chevrolet Corvette más a lo largo de estos años. Lo que nunca, jamás, hubiese llegado a pensar George Talley es que 33 largos años después de haber dado por perdido su maravilloso autazo deportivo, clásico de clásicos, llegaría a recuperarlo.
Hace unas cuantas semanas recibió un llamado telefónico ante el cual no podía dar crédito alguno por lo que escuchaba. Le estaban avisando que finalmente habían encontrado a su viejo y añorado Chevrolet Corvette de 1979. El auto ha sido ubicado en la localidad norteamericana de Hattiesburg y, lo mejor del caso, es que prácticamente estaba sin uso, ya que el cuenta kilómetros acusaba apenas 47.000 millas –prácticamente lo mismo que tenía cuando se lo robaron- , estando además el auto en perfectas condiciones.
La historia del robo a Talley había sido difundida por la televisión y en cuanto lo encontraron al auto, uno de los directivos de Chevrolet decidió recompensar al afortunado dueño y hacerse presente en el emotivo instante del reencuentro. No era para menos, nadie se lo quería perder por supuesto.
En la foto que encabeza esta nota se ve a las claras la cara de inmensa felicidad del dueño del auto. Te invitamos a ver el momento de la gran recuperación en el video a continuación.