300.000 unidades del Dacia Sandero fabricadas

No han sido muchos aquellos quienes hubiesen apostado parte de su dinero por el éxito de Dacia en su incursión con los modelos más nuevos de la casa francesa Renault en los diferentes mercados en los que se encuentra presente. Cuando allá por el año 2004 Dacia colocaba su logo sobre la parrilla delantera del Logan, no han sido pocos los que han creído que la cosa no funcionaría y que no se llegaría a la misma aceptación que con la casa del Rombo. Sin embargo no ha sido así. A la marca rumana le ha ido muy bien con el Logan y así fue que en el año 2008 decidieron redoblar la apuesta e ir por más, iniciando la producción del Sandero, nada más y nada menos.

Claro está que el Dacia Sandero es un auto que definitivamente resulta más interesante que el Logan para los usuarios en cualquier mercado en donde se comercialice y eso se ha visto reflejado debidamente con la excelente recepción que ha tenido. Y tal es así que a esta altura del partido el Dacia Sandero se ha convertido, hoy por hoy y de buenas a primeras, en el modelo más vendido de la marca rumana (habrá que ve de todos modos cómo reacciona el público una vez que se afiance el Duster en el mercado).

Pero más allá de estos detalles, hoy la noticia verdaderamente importante para la marca rumana es que acaba de ser producida la unidad número 300.000 del Dacia Sandero, cosa que ha sucedido en la factoría que la casa tiene ubicada en el territorio rumano, más precisamente en la localidad de Mioveni.
La unidad 300.000 producida por la marca es un Sandero Stepway 1.6i de 90 CV de potencia, pintado en fino color gris, el cual ya ha sido vendido y terminará en las manos de un cliente de Serbia (ver foto de la nota con los felices empleados de la fábrica posando a su lado).
Cabe recordad que el Sandero es un vehículo de cinco puertas que ha tenido muy buena agogida en diferentes lugares del mundo y que también se fabrica (tanto bajo la marca Renault, como bajo la marca de Dacia) en muchos rincones del planeta, como lo son Brasil, Rumania, Colombia, Marruecos y finalmente en Sudáfrica.